Botox en Madrid

Actualmente si alguien quiere inyectarse Botox la oferta es enorme. Entonces ¿dónde ir?

Lo primero que aconsejamos es que el tratamiento se haga en un entorno médico adecuado. Las llamadas “Botox parties” o “Fiestas de Botox”, donde el médico va a casa de una persona e inyecta a todas sus amigas no son el sitio adecuado para obtener los mejores resultados. En EEUU se están abriendo clínicas de “Botox on the go” situadas en calles y centros comerciales donde, sin cita previa, inyectan Botox . En España es de todos conocido que el Botox se inyecta en peluquerías, gimnasios y centros de estética. Esta práctica “frivoliza” un acto médico que no está exento de complicaciones.

Si queremos obtener unos resultados naturales y una ausencia de complicaciones los pacientes se deben de poner en manos de médicos con experiencia en la técnica y en clínicas donde se haga una historia médica adecuada. En España principalmente los dermatólogos, los cirujanos plásticos y los médicos estéticos son los que más tratamientos Botox realizan.

El paciente debe entender que el Botox no es una técnica que sirva para todo y será el médico quien le recomiende la combinación de tratamientos dermocosméticos más adecuada: Botox para arrugas del entrecejo, ácido hialurónico para arrugas fina y surcos, radiofrecuencia para la flaccidez, etc. Antes de realizar tratamiento con Botox recomendamos que el paciente valore:
  • La preparación del médico que me va a tratar: En España los dermatólogos y los cirujanos plásticos, además de la carrera de Medicina, han realizado su especialidad (MIR) durante 4 o 5 años más. Los médicos estéticos no tienen esta formación adicional.

  • La técnica que me va a realizar: Acude siempre a un especialista con prestigio, que te ofrezca las garantías y que tenga experiencia en la técnica. Si un médico sólo hace Botox no es buena señal ya que tratará todo con Botox. Hay que intentar acudir a médicos que puedan ofrecer un amplio abanico de posibilidades terapeúticas para poder elegir la que mejor se adapte a las necesidades del paciente.

  • Los resultados ¿Qué se puede esperar? Es fundamental que el paciente tenga unas expectativas realistas sobre lo que puede conseguir. Por ello muchas veces es interesante que el paciente vea fotos de antes y después y que sea informado antes del tratamiento.

  • Los riesgos. Aunque el Botox es muy seguro el médico debe informar sobre los posibles riesgos a su paciente.

  • El tiempo que van a durar los efectos. Hoy se utilizan técnicas que tengan un efecto temporal: los efectos del Botox duran de 3 a 6 meses, el ácido hialurónico dura de 6 a 10 meses, etc. Las técnicas permanentes pueden dar problemas permanentes.

Más información sobre Botox

Comentarios

Entradas populares de este blog

Embarazo e Isotretinoina

DERMATÓLOGO MADRID: COMO CUIDAR LA PIEL A PARTIR DE LOS 40. LOS 10 CONSEJOS DEL DERMATÓLOGO

LAS CREMAS ANTIENVEJECIMIENTO: ¿CIENCIA O MARKETING?