LA DERMATOLOGÍA DEL PASADO Y DEL FUTURO: ¡MUCHAS GRACIAS TELVA!


Después de acabar la carrera de Medicina elegí la especialidad de Dermatología y tuve la sensación de que me equivocaba. ¡Había otras especialidades tan bonitas y tan potentes! Mis padres tampoco entendían bien mi decisión por ser dermatólogo, tal y como comentaba en mi charla TED.

Es cierto que la Dermatología de los años 80 no tenía nada que ver nada con la Dermatología que practicamos hoy. Los fármacos que se utilizaban no eran tan potentes y eficaces como los que tenemos ahora, la cirugía no era liderada por los dermatólogos y no existía la estética.

¿Cómo empezó la dermatología estética en España? En los años 90 comenzaron a aparecer los primeros peelings (de ácido glicólico), los primeros rellenos (el famoso colágeno inyectable que había que inyectar primero en el brazo para descartar alergias) y los primeros láseres de manchas, venas y depilación. El Botox, que lo usaban los oftalmólogos para personas que tenían blefaroespasmo (contracción involuntaria del párpado), lo empezamos a usar los dermatólogos para las arrugas del entrecejo a mediados de los 90. ¡Estaba naciendo la DERMATOLOGÍA ESTÉTICA!

Pero los cambios en la Dermatología eran mucho más profundos. En esos años se extendió el uso de un fármaco, la isotretinoina (antiguo Roacutan) que revolucionó el tratamiento del acné. Si os fijáis en los colegios ya no se ven esos niños/adolescentes con esos acnés “quísticos” terribles que dejaban esas cicatrices residuales para toda la vida, y que en muchos casos afectaban el carácter de dichas personas. Este fármaco, todavía considerado por algunos como “terriblemente peligroso”, ha mejorado la calidad de vida de muchísimas personas.

El cáncer de piel, el cáncer más frecuente que existe, era y es una enfermedad en crecimiento. La Dermatología moderna desarrolló técnicas para diagnosticarlo precozmente (la dermatoscopia y los mapas de lunares) y para tratarlo sin cirugía (Terapia Fotodinámica) y con cirugía mediante control microscópico (Cirugía de Mohs). Hay un divertido capítulo de SENFIELD en el cual éste critica en un restaurante a una dermatóloga por dedicarse sólo a ver “granitos” y de repente aparece un paciente y agradece a la dermatóloga por salvarle la vida al diagnosticarle un melanoma:



Este año cumplo 25 años trabajando de Dermatólogo. En estos años la especialidad está evolucionando de forma sorprendente. Acabo de regresar del congreso de la Academia Americana de Dermatología y allí presentaron el futuro de la especialidad, destacando la aparición de nuevos fármacos biológicos para limpiar enfermedades que antes se nos resistían como la psoriasis o la dermatitis atópica, nuevos avances para prevenir y tratar la caída del cabello, el uso de la inteligencia artificial en la especialidad, avances en el conocimiento del microbioma de la piel (las bacterias que “viven” en la piel), nuevas aplicaciones y sensores para monitorizar el funcionamiento de la piel, avances en el tratamiento de la hiperhidrosis (Miradry) y el uso de campos magnéticos para potenciar el músculo sin necesidad de ejercicio (EMSCULPT).

Me ha hecho especial ilusión que coincidiendo con estos 25 años de profesión haya tenido la suerte de ganar el premio T de Telva al Experto del Año. Lo primero agradecer a la directora de Telva, Olga Ruiz, y al resto de los miembros del jurado el haber confiado en mí y en nuestro proyecto. En mi discurso de agradecimiento hablé de la Dermatología del Futuro:



Reiterar el agradecimiento a todos los pacientes que habéis sido fieles a nuestro proyecto durante estos 25 años. Sin vuestra confianza nada de lo que hemos conseguido hubiera sido posible.

www.clinicadermatologicainternacional.com



Comentarios

Entradas populares de este blog

MÁS INFORMACION SOBRE LA CRIOLIPOLISIS

Embarazo e Isotretinoina

11 VERDADES SOBRE ULTHERAPY, LOS ULTRASONIDOS PARA TENSAR SIN CIRUGIA